Ideas de menús para enamorados.

Actualmente, entre las fiestas de Carnaval y el Día de los Enamorados, el sector de la restauración puede sacar adelante febrero, un mes que hace no tanto tiempo se consideraba casi perdido. ¿Cuál es el problema? La inmensa competencia que inunda el mercado con ofertas de menús para San Valentín. Y ¿cuál es la solución? Sorprender a tus clientes con nuevas ideas para cenas, comidas y postres en ese día tan especial para las parejas de enamorados.

La idea comercial de venerar al santo patrón del amor ha arraigado muy fuerte en nuestro país y tiene una inmensa ventaja: hace falta muy poco para crear sorprendentes menús para San Valentín y crear un ambiente romántico en el que, como dice la canción, “el amor esté en el aire”. Así que hoy en nuestro blog te vamos a dar algunas buenas ideas para cenas, comidas y postres para enamorados, románticos menús para San Valentín que llenen las mesas de tu restaurante, bar o cafetería durante las veinticuatro horas de un día tan especial.

 menú San Valentín

Menú para San Valentín.

Cualquier almuerzo o cena de San Valentín que se precie debería estar compuestos del tándem tradicional, ya sabes: entrante, plato principal y postre. Así, os vamos a proponer que creéis vuestro propio menú para enamorados a partir de las siguientes propuestas de entrantes, platos principales y, también, ideas de postres. Dos consejos antes de empezar: no olvides incluir una buena oferta de vino en tu menú para San Valentín y bautiza tus menús con nombres sugerentes en los que aparezcan palabras como corazón, miel, timbal, festival, tartar, aroma, finas hierbas, PX, etc.

 

Los entrantes.

En los menús para San Valentín bien diseñados no deberían faltar unos apetitosos entrantes para que la pareja feliz comience su noche especial de la mejor manera posible. Podemos ser clásicos o atrevidos, depende un poco del resto de platos que incorpores en el menú y de los gustos de tu clientela. Nosotros te proponemos dos opciones:

Ensaladas. En los menús para enamorados, el aspecto de los platos que sirvas es el 50% de tu éxito y las ricas ensaladas utilizan los productos perfectos para crear obras de arte en miniatura. Para elegir la ensalada perfecta para San Valentín te recomendamos que te fijes en el perfil tipo de las parejas que te van a visitar ese día: de mediana edad, más jóvenes, innovadores o tradicionales, etc. Si no conoces bien a tu público objetivo puedes optar por ofrecer varias alternativas de menú para enamorados, una más clásica y otra más innovadora.

Las ensaladas de la opción más clásica suelen contener lechugas variadas, tomatitos cherry, taquitos de mozzarella fresca, etc., (fíjate en los diminutivos con los que escribimos los ingredientes y cópialos en tu carta de cena para San Valentín). Si tu menú es más vanguardista puedes optar por ensaladas alternativas que combinen mangos y fresones, higos y queso de cabra o, por ejemplo, berros con semillas de granada y flores comestibles.

¿El truco para cualquier tipo de ensalada clásica o moderna? Que no contenga ingredientes excesivamente pesados (cuidado con el ajo) y aderezar este fresco entrante con el mejor aceite de oliva que tengas en la despensa.


Tapas variadas
. Un clásico que nunca falla en las cenas de celebración es la rica, sencilla y rápida tapa española. La única premisa para servir pequeñas tapas como entrante de la comida o cena de San Valentín es que las sirvas bien emplatadas y que huyas de ingredientes o productos demasiado pesados o grasientos. En diciembre publicamos en este blog un interesante artículo sobre tapas gourmet para Navidad. Puedes revisarlo y sacar algunas buenas ideas para cenas y comidas para enamorados adaptando la decoración a esta fecha tan especial.

San Valentín

 

Plato principal.

Si echas un vistazo a los menús para San Valentín de tus competidores principales casi seguro que encontrarás propuestas de platos principales a base de carne o de pescado. Servir una estupenda codorniz a la miel sobre un lecho de pétalos de rosa o una lubina a la espalda con corazoncitos de sal marina son opciones interesantes pero… muy manidas. ¿Por qué no somos un poco más innovadores en el San Valentín de este año y ofrecemos a nuestros clientes la siguiente propuesta?:

Tostas: una de las ideas más originales para servir como plato fuerte en las cenas y comidas de San Valentín son los timbales de tostas. Con este tipo de platos puedes hacer casi de todo, desde crear platos clásicos a base de jamón ibérico y rico tomate a propuestas más sorprendentes en las que incorpores productos afrodisiacos como mejillones al vapor con uvas braseadas sobre base de mozzarella. Dos consejos acerca de las tostas para los menús de San Valentín:

  • Es preferible que incluyas un timbal de pequeños entrantes a una enorme y gruesa tosta más típica de una cena “mata hambre” para estudiantes.
  • El secreto de este plato principal para menús de San Valentín es el pan así que, si puedes, elabora tú mismo este rico manjar en tu propia cocina.

tosta San Valentín

 

Postres.

A nadie le amarga un dulce y a un enamorado… menos. Hay muchísimas ideas de postres para enamorados que puedes incluir en tu menú del 14 de febrero, solo tienes que recordar un truco: utiliza ingredientes de color rojo y moldes en forma de corazón. Puede sonar cursi, pero nadie ha dicho que los enamorados no lo seamos, ¿verdad?

postre SanValentín
Un par de ideas para postres de San Valentín:

Tortitas de corazón con miel de flores. Más simple, imposible. Elabora la masa tradicional para tortitas (harina, leche y una pizca de sal) y viértela sobre un molde de crep en forma de corazón. Adorna este sencillo postre de San Valentín con un poquito de miel rubia de buena calidad y un puñado de frutos rojos. El éxito de tu postre de San Valentín estará asegurado.

Corazón de gelatina y fresones. Se trata de uno de los postres para San Valentín más económicos del mundo. Solo necesitas tres ingredientes: gelatina de fresa, agua y los fresones más frescos y grandes que encuentres en el mercado. Haz la mezcla de gelatina y agua, coloca dentro de un molde en forma de corazón los  fresones limpios cortados a la mitad, vierte dentro la gelatina líquida y deja enfriar el postre en la cámara. Puedes elaborar tantos corazones como quieras ya que todas las parejas querrán terminar su cena de San Valentín con un postre tan rico como original.

¿Qué te parecen nuestras ideas de menús para enamorados? ¿Pondrás alguna en práctica el próximo San Valentín?

Comparte esta publicación...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

holaaaaa3

Un comentario de “Ideas de menús para enamorados.
  1. Pingback: 6 consejos para atraer clientes en San Valentín

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la política de privacidad